QUEMARAN LA BASURA EN CABA: 12 MIL FAMILIAS QUEDARAN SIN TRABAJO

La idea del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires de basura cero esta encaminada con una consecuencia que no tuvieron en cuenta, hay 12 mil puestos de trabajo relacionados al reciclaje que quedarán directamente afectados por esta medida de la incineración de la basura. El oficialismo con la ayuda de parte de la oposición, 36 votos a favor y 22 en contra, aprobó la vuelta de la quema de basura. Algunas de las preguntas que debemos hacernos sin excepción: ¿Dónde serán colocados las plantas incineradoras? ¿Qué resguardos tendrán esas familias que estarán inhalando ese humo día tras día por años? ¿Quién se hará cargo de las familias que quedaran sin posibilidad de tener un ingreso económico? ANCAP entrevistó a Jaqueline Flores, dirigente del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) y de la CTEP, para poder profundizar el tema.

Por Federico Paterno (más…)

ACÁ SOLO HAY PIBES COMIENDO

Por Federico Paterno

Redacción Juan Alberto Perez

El presagio más temido, al menos desde la acometida de la derecha en el poder, se cumplió para la mala fortuna de la sociedad. Y se trata de aquél que marcaba que con la llegada de esta “nueva derecha electoral” se recrudecería el hostigamiento y la mano dura contra las clases populares. No sólo esto se dio en materia económica, con planes de ajustes que pagan los que menos tienen, sino también en la faz social con una fuerte estampida represora. El hecho ocurrido la última semana en el comedor comunitario “Cartoneritos” de Villa Caraza es, probablemente, el zenit de la escalada violenta desde las huestes de las fuerzas represivas del estado que aplica peligrosas prácticas dignas de la dictadura criminal civico-miliar-eclesiástica de 1976. Irrupción sin ordenes judiciales, golpes a niños, niñas y mujeres embarazadas, uso de gas lacrimógeno y balas de goma, sumado al secuestro y tortura de dos jóvenes marca a las claras la libertad que gozan las fuerzas de (in)seguridad en el ámbito nacional en la actualidad. Sigue leyendo «ACÁ SOLO HAY PIBES COMIENDO»