FACUNDO

Por Juan Alberto Pérez
Tenía 12 años y la policía tucumana lo mató de un tiro en la cabeza. Fue a las picadas con un amigo y recibió un balazo de 9mm. La doctrina del gobierno en su máxima expresión asesina a los pibes en los barrios.


Hay textos que se escriben con la cabeza, hay otros que se hacen con el corazón, este se escribe desde el nudo de la garganta, y las palabras brotan a borbotones sobre la hoja en blanco. Son momentos de extrema tristeza, y no es único, porque lamentablemente esto se repite día a día. Son noticias que no queremos contar, historias que no queremos repetir, pero que hay de difundir porque son la realidad de un amplio espectro de la sociedad, de los más vulnerables, de los que viven en los barrios pobres, de los pibes que por la pinta o el color de la piel son perseguidos, usados y asesinados.
Facundo tenía 12 años, ¡sí 12! Lo supimos por las palabras de su abuela en La Garganta Poderosa. Esa abuela que hoy tiene desgarrada el alma porque como ella misma lo dijo le mataron a su negrito”. Esa expresión de cariño, que demuestra la calidez y el amor más puro y sano que puede existir, el de una abuela a su nieto, esa expresión que otros usan peyorativamente para estigmatizar, perseguir y asesinar.
Otra vez las fuerzas del estado matando a un inocente. Facundo 12 años tenía, no había empezado el secundario “Ya tenía todos los útiles, la mochila preparada y su ropa lista” dijo su abuela Mercedes del Valle Ferreira. Vivía en el barrio Juan XXIII, conocido como Villa Bombilla, en Tucumán.Vivía con su abuelita y su tío, y tiene dos hermanas. Salió con un amigo a ver las picadas, como tantos otros lo hacen en Tucumán. Y no volvió. Porque en un episodio, en qué los policías tucumanos quisieron hacer ver como un enfrentamiento, lo fusilaron. Una bala 9 mm en la frente y una imagen que recorrió el país e impactó a todo el que la haya visto.
Quisieron decirles que fue un accidente vial, quisieron hacerlo pasar por chorro (como si esto fuese justificativo para que lo fusilen), quisieron mantener alejada a la familia para que no generen “disturbios”, quisieron tapar como sea la enorme atrocidad que cometieron como si no hubiese pasado nada. Pero la verdad siempre sale a la luz.
En estos últimos tiempos entró en ejecución una doctrina impulsada por el presidente de la nación, Mauricio Macri, y la ministra de seguridad de la nación, Patricia Bullrich. Una doctrina que dice que las fuerzas de (in)seguridad no tienen que justificar su accionar y le da la presunción de inocencia. Avalando que salgan a las calles a aplicar métodos violentos sin límites; por el contrario, serán recibidos con honores. Pero hay que ser sinceros, gatillo fácil y violencia institucional hubo siempre, con este gobierno, con el que pasó antes y con el anterior a ese también. Pero siempre desde una “clandestinidad”, sin ser legitimada esa mano dura desde las más altas esferas políticas. Ahora se le dio la derecha, esa bendita derecha que gobierna este país, que lo hace para algunos, para los menos; y que persigue, oprime y asesina.
Violencia generan las declaraciones de una ministra cuando justifica un asesinato como el de Rafael Nahuel, o que cubre a los que desaparecieron a Santiago Maldonado. Violencia ejerce la justicia cuando suelta horas después de que haya sucedido el asesinato de Facundo a los uniformados que lo perpetraron. Pero no, parece que la violencia es de los más vulnerables, de lo que responden como pueden a un estado opresivo y castigador.
Facundo iba a cumplir 13 años en mayo, soñaba ser como Messi y sacar a su familia del barrio. Otro sueño que queda trunco, otra vida que se come la desidia de este capitalismo asqueroso que hambrea desde lo económico, oprime desde lo político y asesina desde su aparato represivo. “Te juro, mi negrito, que no voy a bajar los brazos” dijo su abuela Mercedes. No debemos dejar que los baje y tampoco debemos dejarlos solos en esta lucha por justicia para que ningún pibe más sea como Facundo.

Aquí dejamos el informe tergiversado del Subjefe de la Policía, Francisco Picón, sobre el crimen de Facundo:

Imagen Secretaría de Comunicación Pública de Tucumán

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: