¿CONTINUIDAD O CAMBIO?

Se realizaron las primeras elecciones Primarias Abiertas Simultaneas Obligatorias (PASO) de 2015 en la Argentina. Tres provincias de las más representativas de nuestro país eligieron sus candidatos para la segunda instancia electoral por la cual saldrán seleccionados los respectivos Gobernadores, legisladores y diferentes autoridades locales. Salta primero, Mendoza y Santa Fe luego, pusieron primera a un extenso año electoral, que a decir por las primeras sensaciones, se plantea con mas continuidades que cambios, a pesar de lo que se está pregonando por los candidatos y los medios de comunicación. Por Juan Alberto Perez.

Lo primero que hay que decir que este 2015 se recordará por ser año electoral, en el cual la Argentina tendrá un nuevo representante sentado en el sillón de Rivadavia, debido a que Cristina Fernández ha cumplido con los dos mandatos consecutivos que permite la Constitución. El planteo a priori es saber si existirán cambios en cuanto a los colores partidarios que detentarán el poder, o si habrá continuidad de los ya existentes. Y por tal motivo, este primer peldaño que son las PASO disputadas de forma desdoblada en Salta, Mendoza y Santa Fe son un buen espejo para empezar a entender quiénes son estas figuras que representan un lado y el otro de la mesa.

Urutbey-Romero. Continuidad o ¿cambio?
Urutbey-Romero. Continuidad o ¿cambio?

La primera experiencia fue Salta. La provincia del norte debía seleccionar a los representantes que competirán por la gobernación. Allí se presentaron Juan Manuel Urtubey (actual gobernador) y Juan Carlos Romero (dos veces gobernador de la pcia) como los máximos exponentes. Pero también, aparecían las opciones del Partido Obrero (PO) y un frente integrado por la UCR, UNEN y el Partido Socialista. A primera vista se podría decir que opciones verdaderas de cambio no se vieron. Porque, si bien el gobernador del kirchnerismo, con ocho años de mandato, representa la continuidad; Romero (apoyado por el Frente Renovador de Sergio Massa) no es justamente una opción de cambio, más bien es una regresión política. Es verdad que el PO es la fuerza con mayor crecimiento en Salta (ya había cosechado un buen caudal de votos en las legislativas de 2013), sin embargo verdadera disputa de poder no logró hacer, de hecho fue la tercera fuerza con una buena elección alcanzando 45.137 votos que representan el 7.29% contra los 292.311 (47.23%) de Urtubey y los 208.508 (33.69%) de Romero. De cara a lo que será la elección que vale para quedarse con la gobernación parece que la tendencia es la continuidad del actual mandatario, ya que resultarían irreversibles los casi 90.000 votos que los separan. De todas formas, si se produjese el milagro y Romero se alzara con la victoria, deberíamos pensar que más que cambio la sociedad Salteña pretende un retroceso a lo peor de la política local. Sin embargo, esta reflexión no pretende posicionar a Urtubey como el bueno de la película, ya que en dos mandatos deja un índice de pobreza del 35%, 16% de los salteños no tienen agua potable y el 21% viven en condiciones de hacinamiento. La continuidad y el cambio en Salta serían dos caras de la misma moneda.

Dejamos el norte del país y viajamos 1000 Km. hacia el sudeste de la Argentina, llegamos a Santa Fe. Allí las PASO dieron su segundo round. El slogan siempre el mismo, “continuidad o cambio”. Sin embargo, los protagonistas son diferentes. La continuidad la representaban Lifschitz y Barletta, por el Frente Cívico y Social. Y el cambio en la figura de Miguel Torres del

Del Sel se proclama ganador ante un virtual empate.
Del Sel se proclama ganador ante un virtual empate.

Sel, un delfín de Mauricio Macri que ya se había postulado en 2011 y 2013. El PJ llegó disminuido, en una provincia que hace algunos años le es esquiva, con la presencia de un desconocido Perotti y el “reutemanismo” apoyando al cómico macrista. En la anécdota quedará la presentación de Raúl Castells, que no alcanzó el piso de 1.5% necesarios para la segunda vuelta; y la presencia de Eduardo Buzzi, dirigente de la mesa de enlace del campo que saltó a la fama por la ley 125 de 2008, que no puede en la interna del Frente Renovador con su competidor Oscar “Cachi” Martinez. En la provincia mesopotámica la tendencia indica que el partido gobernante quedó a poco más de 5000 votos del PRO. Lo que podría decirse es un empate técnico. Sin embargo, desde la “Ola amarilla” (como lo llaman al partido de Macri) arengaban una victoria contundente que prácticamente los deja como vencedores para la próxima cita electoral. De todas formas, a nuestra discusión que es “continuidad o cambio”, podemos aportar que poco existe de esta dicotomía en Santa Fe. Por un lado, tenemos un espacio político que intenta conseguir su tercer mandato en la provincia. Y por otro, una fuerza que pretende imponer a un candidato que ya ha sido electo para un cargo legislativo en representación de la misma, y poco tuvo para hacer en él, o mejor dicho, poco quizo hacer desde la bancada que le tocó ocupar (vale recordar las siestas que se pegó Del Sel en el mismísimo recinto del Congreso, , sin contar que uno de sus más allegados promotores es el ex piloto de Fórmula 1, el “lole” Reuteman, quién detentó la máxima responsabilidad de la provincia durante la década menemista. En Santa Fe aquejan fuertemente los problemas con las bandas narcos organizadas, sobre todo en la zona de Rosario y la parte urbana de la capital; además de la cuestión de la sobre explotación del cultivo sojero con el agrotóxico a cuestas para su producción. Al parecer, ni los que están muestran signos de combatir los flagelos que presenta el distrito, ni los que pretenden estar tienen planes claros para la sociedad que asegure la definitiva solución a los problemas. En fin, el cambio no sería tal y la continuidad pretende sostenerse.

Por último aparece en nuestro recorrido la provincia de Mendoza. Allí el kirchnerismo representado por Francisco “Paco” Perez gobierna desde 2011. Por tal motivo uno puede pensar que en la interna del Frente Para la Victoria se dirimió el candidato de continuidad. De todas maneras, en la fuerza de oposición denominada “Cambia Mendoza” se encuentran aglutinados el radicalismo, partido históricamente gobernante de “la tierra del sol y del buen vino”, el macrismo y el massismo; o sea una coalición de oposición “casi perfecta”. El resultado dio al frente opositor la ventaja con el 44.64% de los votos, sobre los 39.89% del oficialismo. De todas maneras, pensar que un partido mendocino que esté apoyado por Cobos o Sanz sea el cambio efectivo es pecar de ingenuidad; ya que ambos han detentado altos cargos administrativos en la provincia y también la representaron en el Congreso Nacional. Por tanto, encontramos la elección polarizada entre una fuerza actualmente en el poder y otra residual que pretende volver a ganar el terreno perdido.

tapa_diario_pagina12_del_20_04_2015_0012500570-717x1024

Los medio ponen su couta parte para (mal)informar a la gente.
Los medio ponen su couta parte para (mal)informar a la gente.

¿Qué hay de cambio en esto se preguntará usted? Y la verdad mi amig@, poco y nada. Pero lo cierto es que el año electoral arrancó y todos los actores están jugando sus cartas. Y en esta partida nadie quiere perder terreno, por eso vimos las portadas de los matutinos o las placas televisivas augurando diferentes resultados, presentando realidades diversas de los mismos hechos; al fin y al cabo operando, como es su costumbre.

La moneda ya se echó a correr. Las opciones del menú la verdad no son variadas. Nos están dando a elegir diferentes dosis de la misma poción. Para otro momento quedará la discusión de si es efectiva una democracia donde sólo participemos de las decisiones cada 4 años eligiendo lo que otros deciden que tenemos que elegir, o hay otras maneras de llevar adelante este sistema de gobierno, que al momento, es el único efectivo para poder pensar en la lucha por el respeto a los derechos de las personas. Mientras tanto seguiremos preguntándonos si este año, lo que se viene en la Argentina es realmente una dicotomía entre “la continuidad” o “el cambio”.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s