“ES UNA LOCURA PENSAR QUE MI HIJO SE SUICIDO”

Christian Stehli tenÍa 38 años cuando fue detenido el pasado 12 de diciembre, por agentes de la policía de la ComisarÍa N° 2 de Villa Gesell. La versión policial indica un suicidio del joven, mientras que su familia y amigos, informan que no se ahorcó y van a exigir justicia. “No me dejaron ver el cuerpo de mi hijo y nos mandaron a la comisarÍa de Gesell. Tuve que esperar nueve días para ver si el que estaba adentro de la morgue era él. Todo esto me dejó medio muerta” contó a ANCAP Cristina Pagnanini, madre de Christian.

Por Arveja Esperanza y Federico Paterno

La detención de Christian se produjo a partir de una denuncia de una vecina al 911, que lo acusa de un hecho confuso con una  garrafa, ingresaron a su casa, tiraron un balazo de goma, rompieron varias cosas dentro de la vivienda, y encontraron dos pequeñas plantas de marihuana. Ese fue el disparador para que lo lleven detenido.

Cristina explicó que el día 13 de diciembre cuando llega a la comisaría le informan que estaban siendo investigados Christian y el joven que fue detenido junto a él. A éste lo golpearon hasta casi matarlo, según nos relató Pagnanini. Esto derivó en que su esposa e hijos debieran abandonar la ciudad balnearia de Villa Gesell, por temor a represalias a posibles relatos de lo ocurrido. “La declaración en la comisaría de este chico parece preparada. Él declara que lo golpearon en una oficina, y el comisario participó de la golpiza. Luego lo llevaron al calabozo, ahí es el momento donde ingresa Christian, éste joven fuma dos cigarrillos, se queda dormido y al levantarse se sorprende con el cuerpo de Stehli colgado de la puerta y empezó a pedir ayuda a los gritos”. Cabe destacar que Christian pesaba mas de 85 kilos, y el buzo con el que se habría ahorcado no era de él. La madre del joven cree que este testimonio está plantado por la policía, y se aferra a esto a partir de que la familia del amigo de su hijo decide irse de la ciudad por temor a lo que pueda ocurrir. La madre advirtió que pucho, como lo llaman, al joven que estuvo detenido con Christian, está amenazado actualmente y le afirmó también que no fue suicidio.

La unidad Fiscal N° 6 de Gesell es la que lleva adelante la investigación a cargo de la Fiscal Dra. Verónica Zamboni. La familia denunció irregularidades en la investigación del Ministerio Público Fiscal.

El domingo 15 de diciembre Cristina nos cuenta que se enteran a través de la televisión que su hijo estaba en la morgue de La Plata. El lunes 16 se dirigen hacia la fiscalía de Pinamar, y ahí les informan que el  cuerpo del joven estaba en la ciudad de las diagonales, con la justificación que en esta ciudad no podían hacer la autopsia. La fiscal Zamboni es quien informa a la familia que el resultado de la autopsia de Christian es ahorcamiento, asfixia y que los golpes que tenía en su cuerpo eran de cinco días anteriores al deceso. El cuerpo ya había sido manipulado antes de llegar a La Plata.

“Tuve que esperar nueve días para ver si el que estaba adentro de la morgue era mi hijo. Nos dijeron que tenía olor y por eso lo entregaban tapado. Nos intrigó mucho el porqué de habernos entregado a Christian en una bolsa negra. Tenía la cara de costado y su cuerpo estaba congelado, no con olor como dijeron. Hay cosas en la causa que son mentiras. La autopsia se la hicieron a mi hijo en Pinamar, todo bajo el cuidado de la policía local. Lo abrieron, lo limpiaron y lo suturaron. Es una locura pensar que mi hijo se suicido, vamos a pedir una nueva autopsia. A mi hijo lo abrieron dos veces”.

La causa busca ser cerrada por la policía de villa Gesell como ahorcamiento, los datos que brindó la familia dan claridad de que no seria así. Los casos de “ahorcamientos” en las comisarías bonaerenses son algo recurrente. El último informe anual de la Comisión Provincial por la Memoria expresa que sólo durante 2018 hubo 6300 casos de torturas y malos tratos en cárceles argentinas. La solución no radica en construir mas cárceles. El sistema carcelario hace tiempo esta colapsado.

El Centro de Estudio Legales y Sociales (CELS) informó sobre el colapso carcelario “Hoy la tasa de encarcelamiento supera los 300 cada 100 mil habitantes y en agosto de 2019 ya superó las 50 mil personas (incluyendo personas con monitoreo electrónico, detenides en unidades, comisarías y sin contar las detenciones domiciliarias). Al 30 de noviembre de 2019, la cantidad de detenides llegó a 51.719. Hoy hay, por lo menos, una sobrepoblación de 137%, si se toma el cupo declarado por el SPB de 28.810 plazas. En cuatro años, la población detenida creció un 42% (un aumento de más de 14.000 personas) y el incremento en comisarías fue de 124%. Desde diciembre de 2015 hasta octubre del 2019, la población encarcelada en dependencias policiales se duplicó: de 1.836 a 4109”.

Se espera una nueva autopsia del cuerpo del joven de Villa Gesell. Su compañera, Ailén, comentó a ANCAP que dos días antes de la detención, ella realizó una videollamada con él, y no presentaba golpes; este dato echa por tierra lo dicho por la fiscal de los cinco días antes con golpes en el cuerpo de Christian.

Muchos puntos por definir, una vez más la bonaerense que queda en medio de un caso como éste. ¿Será justicia?

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s